CUIL y CUIT, ¿es lo mismo?

A la hora de tramitar el CUIL y CUIT, algunos usuarios tienden a confundirse un poco, puesto que ambas siglas se parecen mucho. Con todo, existen profundas diferencias entre uno y otro que vale la pena considerar. A continuación, te explicaremos qué es el CUIL y el CUIT, sus funciones y cómo solicitarlos.

¿Qué es el CUIL?

Comencemos hablando sobre el CUIL y su utilidad para cualquier trabajador argentino. Las siglas CUIL significan Código Único de Identificación Laboral, y alude a un código de identificación que se le asigna a cada trabajador y persona que cobre una prestación o servicio de la Seguridad Social de la República Argentina.

Este código es asignado al momento de comenzar una actividad laboral en relación de dependencia. Gracias a este sistema de control e identificación, el usuario pasa a pertenecer al Sistema Integrado de Jubilados y Pensionados (SIJP). Este es uno de los primeros pasos dentro de un proceso legal para garantizar su estabilidad económica en el futuro.

Dígitos que componen el CUIL

El Código Único de Identificación Laboral, o CUIL, está compuesto por una serie de 11 dígitos separados por dos guiones. Los dos primeros dígitos son del prefijo, luego viene un guion y seguidamente el número del Documento Nacional de Identidad (DNI), de 8 dígitos que pueden completarse con ceros a la izquierda de ser necesario. Finalmente, un segundo guion para dar paso al número verificador.

¿Dónde se tramita el CUIL?

En vista de que el CUIL es un código de identificación para los trabajadores argentinos, es muy importante saber dónde y cómo tramitarlo. El ente encargado de gestionar este código para los trabajadores es el ANSES, o Administración Nacional de la Seguridad Social. Veamos quiénes pueden solicitar su CUIL ante esta administración.

El CUIL puede ser tramitado por las personas argentinas o extranjeras que estén iniciando sus respectivas actividades laborales. También pueden solicitarlo quienes cobran prestaciones sociales del ANSES, entre las que destacan las Asignaciones Familiares o la Asignación Universal por Hijo.

Algunas entidades solicitan el Código Único de Identificación Laboral como requisito para ejecutar distintos trámites. Además, tiene validez para identificar ante los organismos estatales a los trabajadores y controlar sus aportes previsionales. Si necesitas obtener tu CUIL, lo mejor es que visites la página oficial del ANSES y sigas las instrucciones para solicitarlo legalmente.

¿Qué es el CUIT?

Ahora es momento de explicar qué significan las siglas CUIT y para qué sirve este documento. El CUIT corresponde a las siglas para Clave Única de Identificación Tributaria, y es un código ampliamente usado dentro del sistema tributario de la República Argentina. Este permite identificar a personas físicas o jurídicas autónomas que están obligadas a tributar.

Quienes necesitan realizar operaciones que exigen el pago de tributos a la nación, deben tramitar su código CUIT. Este dato personal vincula al usuario con su identificación tributaria, y es exigido por distintas instituciones como requisito para llevar a cabo diversas gestiones.

Cómo está conformado el CUIT

El CUIT está conformado por una serie de 11 dígitos, siendo los primeros dos indicadores de tipo global. Seguidamente, se incluye el número del Documento Nacional de Identificación (DNI), compuesto por 8 dígitos, en el caso de las personas naturales.

Si se trata de una persona jurídica o empresa, entonces debe ir el número de sociedad que asigna el AFIP. Finalmente, el último número que compone el CUIT es un dígito verificador. Por otra parte, para tramitar el CUIT es preciso visitar la página oficial de la Administración Federal de Ingresos Públicos, o AFIP. Claro está, las personas naturales deben seguir un procedimiento distinto al exigido para las personas jurídicas.

Diferencias entre el CUIL y el CUIT

Hasta ahora hemos visto qué es el CUIL y el CUIT y su uso dentro de los sistemas públicos argentinos. Esto permite ver con más claridad la diferencia entre uno y otro, y su utilidad para la ciudadanía. Hagamos un resumen de las principales diferencias.

  • El CUIL es un número asignado por el ANSES, mientras que el CUIT es un código otorgado por la AFIP.
  • El CUIL identifica a personas particulares, dándoles acceso al sistema de jubilaciones y pensiones, asignaciones y otros beneficios del estado.
  • En tanto, el CUIT sirve para identificar inequívocamente tanto a personas físicas como jurídicas a las que les corresponde pagar tributo.
  • Para solicitar el CUIL, solo hace falta presentar el DNI en caso de personas naturales, mientras que los extranjeros deben mostrar su documento nacional de extranjeros.
  • Por otro lado, para obtener el CUIT hay que acceder a la AFIP y descargar el formulario número 460/F, rellenarlo por duplicado y entregarlo a la dependencia del AFIP que corresponda por jurisdicción, junto con dos constancias de domicilio.
  • El CUIL solo se entrega a personas naturales, mientras que el CUIT puede ser obtenido por una persona natural o jurídica.

Deja un comentario